DEPORTES

Opinión: Miguel Araujo, un partido para el recuerdo y otro para el olvido

Su nombre estuvo en boca de todos luego de su debut con la camiseta de la selección peruana. Miguel Araujo, cumplió el sueño de todo futbolista y pudo tener un debut de ensueño con la selección de su país.

El defensa central de 21 años, no fue considerado dentro del once titular de Ricardo Gareca pero el destino hizo que sea una de las figuras del encuentro de la selección frente a Ecuador. Para un defensor, saber que va ingresar en los primeros quince minutos del partido, contra un rival duro y por la lesión de un compañero, siempre será un momento de sorpresa y ansiedad. El adicional que tuvo que enfrentar Araujo fue que, encima era su primer partido con la selección de mayores y en un encuentro de Eliminatorias.

araujo-scouting

Para sorpresa de muchos, el back central tuvo un buen desempeño junto a Christian Ramos en la defensa peruana. Durante el encuentro, recuperó ocho balones de los pies de jugadores ecuatorianos y despejó el balón en nueve ocasiones. Para redondear su presentación, de un total de quince pases, doce de ellos llegaron a un jugador peruano, fallando solo en tres oportunidades.

Tres días después, en el mismo estadio, pero vistiendo la camiseta blanquiazul, el juego de Araujo fue totalmente opuesto. Es importante mencionar que, el equipo contrario, la Universidad San Martín de Porres, tiene un juego más elaborado y asociado que el de Ecuador. El central blanquiazul no presentó ni la mitad del rendimiento que dio cuando le tocó defender el arco peruano.

Desde el inicio del partido, la defensa aliancista se vio en graves apuros y el portero, Leao Butrón, ya era figura en el primer cuarto de hora del partido. Araujo se mostró ansioso en todo momento, quiso recuperar el balón lejos de su arco pero descuidó su espalda y desordenaba la última línea del cuadro blanquiazul. Contra jugadores hábiles en lo mental como Joel Sánchez y Sergio Peña, el defensor no pudo anticiparlos y sus movimientos ponían en peligro a su equipo. En las imágenes siguientes, se puede observar como el jugador avanzaba para cortar las jugadas del contrario pero descuidaba su zona.

linea

linea-2

De los tres goles que su equipo recibió, Araujo tuvo responsabilidad directa en dos de ellos. El primero del cuadro dirigido por Chemo del Solar, tuvo como desenlace la ejecución de un penal pero en la jugada anterior, Araujo quiso dejar en fuera de juego a Alexander Succar pero solo logró habilitar al delantero, dejándolo solo frente al arco, provocando que Butrón cometa la falta dentro del área.

offside

La tercera anotación del cuadro santo también fue de penal, pero esta vez fue ocasionado por el defensor blanquiazul. Eran los últimos minutos del encuentro, perdiendo el partido por 2 a 0  y Joel Sanchez conectó un cabezazo que tenía destino de gol. Araujo, imitando a Luis Suarez, desvió la trayectoria del balón con la mano y provocó el penal. Esta acción, totalmente innecesaria, no significó nada en ese partido pero, a raíz de esta, el defensor se perderá el siguiente partido contra el clásico rival, Universitario de Deportes.


Imagen de portada: http://elbocon.pe

Mauricio Izaguirre
Desde niño, mi papá siempre me decía que el Fútbol se juega con la cabeza y que los pies eran las herramientas. Con el tiempo me di cuenta que él es el mejor jugador del mundo, pero tiene menos piernas que una foto carnet.
Click to comment

Deja tu comentario

Loading Facebook Comments ...

Leave a Reply

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

To Top