COYUNTURA

Opinión: El Perú dentro del Consejo de Seguridad de la ONU

Foto: El Comercio

Por Jesús Andrés Grandez Hidalgo.

El primero de enero del presente año, el Perú tomo una vez más el cargo de miembro no permanente del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas. Esta posición la ha tomado ya previamente durante cuatro ocasiones, ahora asumirá una vez más durante el periodo 2018-2019. Pero ¿qué significa en realidad para el Perú el ingreso como miembro? y ¿cuáles son los beneficios y obligaciones que acarrea el mismo?

El Consejo de Seguridad es el órgano principal que tiene la Organización de Naciones Unidas (ONU). Este se encuentra compuesto por quince miembros, se clasifican en miembros permanentes (República de China, Francia, Federación Rusa, Reino Unido de la Gran Bretaña e Irlanda del Norte y los Estados Unidos) y miembros no permanentes, dentro de los cuales ha realizado su ingreso el Perú. Este puesto no es una experiencia extraña para el Perú, ha sido parte del mismo en cuatro ocasiones, durante los períodos 1955-1956, 1973-1974, 1985-1986 y 2006-2007.

El mismo tiene como finalidad el sostenimiento de la paz y la seguridad en los Estados miembros. Es en el actual contexto de constante conflicto a nivel multi-regional, donde el Consejo ha tenido que lidiar con problemas tan importantes como las crisis estatales en Corea del Norte, Siria y Yemen; el vigente conflicto territorial Palestino -Isreli y hasta el manejo del más reciente Acuerdo de Paz realizado entre el Gobierno Colombiano y la Farc.

Es dado el objetivo principal con el que cuenta el Consejo de Seguridad, que cabe el cuestionarnos, ¿Qué significa la adhesión del Perú como miembro no permanente? y ¿Cuál será el papel que desarrollará nuestra nación en el mismo?

En principio la adhesión del Perú como miembro no permanente del Consejo de Seguridad, representa en sí mismo un reconocimiento de la comunidad internacional, al avance observado dentro de nuestra nación al largo de la última década. Este avance ha traído consigo una estabilidad económica significativa en el contexto latinoamericano. Esto gracias a un trabajo a la par con un sistema económico social de mercado que ha propugnado el comercio internacional abierto.

Es en dicho escenario donde será labor de nuestra nación, y de la delegación que nos representará, el propugnar la implementación de un nuevo enfoque de “paz sostenible” a fin de responder con mayor coherencia a los desafíos globales que constantemente devienen en el escenario internacional. La aplicación de dicho enfoque conlleva el llevar un control total (previo, durante y posterior) de las causas generadoras o impulsadoras de conflicto; la implementación de políticas de desarrollo, inclusión de género, protección civil y grupos vulnerables; así como la prevención de la crisis migratoria dentro de nuestra región.

El Perú se encontrará así una vez más cara a cara frente al total de la comunidad internacional, y es ante tal obligación adquirida, donde he de enfatizar, no podemos fallar.

Jesús Grandez
Abogado egresado de la Universidad Ricardo Palma, absoluto amante de la lectura, la música, el cine y la vida.
Click to comment

Deja tu comentario

Loading Facebook Comments ...
To Top