COYUNTURA

Crónica: Gobierno nicaragüense negocia la paz con la sociedad civil

Imagen: Diario Las Américas

En Nicaragua, las conversaciones de paz avanzan a paso lento. El jueves 7 de marzo se llevó a cabo la octava sesión del diálogo. Este estuvo entablado entre el gobierno del presidente Daniel Ortega y la oposición agrupada en la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia. Dicha asociación civil está conformada por empresarios, campesinos, académicos y estudiantes. Hasta el momento, ya se posee una hoja de ruta (pero de la cual no se conocen mayores detalles) y se han liberado a un centenar de presos políticos. Sin embargo, la ciudadanía continúa exigiendo la liberación total de los aún 600 apresados.

Estas se dieron debido a una reforma a la seguridad social que trató de implementar Ortega hace más de 10 meses. Esta consiste en que los contribuyentes hubieran tenido que pagar un monto mayor y los jubilados recibirían cinco por ciento menos de sus fondos. Rápidamente, lo que empezó como una manifestación en contra de una política del Gobierno se transformó en la mayor coalición de colectivos civiles y agrupaciones políticas vista en los 12 años que lleva dirigiendo el país el líder sandinista. Imágenes de fuerzas policiales reprimiendo salvajemente a estudiantes y ancianos solo generaron que cientos de miles salieran a las calles a exigir el fin de lo que muchos consideran una dictadura prolongada.

A pesar de todo aquello, lejos de dialogar con la sociedad civil, Ortega redobló la violencia de la represión. Sometió así a gran parte de las movilizaciones a través de la destrucción de barricadas emplazadas en universidades, hospitales y hasta iglesias. El encarcelamiento indiscriminado de 700 personas; y un uso de la fuerza desmedido que hasta el momento ha dejado alrededor de 325 muertos.

Ortega tampoco ha permitido que ningún observador internacional tenga injerencia en los asuntos de Nicaragua. En diciembre del año pasado expulsó a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y al Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI), ambos organismos de la Organización de Estados Americanos (OEA). La GIEI incluso publicó un informe donde determinó que se cometieron delitos de lesa humanidad.

Tanto la Unión Europea como Estados Unidos reprueban las medidas tomadas por Ortega, lo cual podría llevar a la imposición de sanciones económicas que ahoguen al Gobierno.  El diálogo se ha vuelto mucho más urgente. Por tal razón es que Ortega anunció el establecimiento de nuevas conversaciones de paz para el 27 de febrero. A manera de buena fe liberó a 100 presos políticos, aunque estos tienen impedimento de salida del país y deben presentarse todos los meses ante el Juzgado.

Las negociaciones prosiguen entre ambas partes y se planea concluir la mesa de trabajo para el 28 de marzo. El nuncio apostólico del papa Francisco en Nicaragua, monseñor Stanislaw Waldemar Sommertag, será el único garante internacional en este proceso. La Asociación Cívica ya afirmó que entre sus objetivos se encuentra la liberación de los presos políticos, el restablecimiento de los derechos establecidos por la Constitución y las reformas electores que garanticen unas elecciones transparentes. La población, mientras tanto, espera que los enfrentamientos terminen y las libertades puedan ser restituidas con prontitud.

Kevin Rivera
Estudiante de Literatura Hispánica en la Pontifica Universidad Católica del Perú. Apasionado del cine, el teatro y la literatura, además de poseer un gran interés por la coyuntura nacional e internacional.
3 Comments

Deja tu comentario

Loading Facebook Comments ...

3 Comments

  1. Like

    Marzo 11, 2019 at 9:19 pm

    Like!! Thank you for publishing this awesome article.

  2. ปั้มไลค์

    Marzo 13, 2019 at 9:22 pm

    You have observed very interesting details! ps decent internet site. 🙂

  3. Deidre

    Abril 19, 2019 at 9:52 pm

    This is true for investment recommendation as well.

Leave a Reply

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

To Top