ECONOMÍA

¿Mentes pobres? Trampa de pobreza

Entre el 2015 y el 2016, cerca de 264,000 peruanos dejaron de ser pobres y 70,000 dejaron la pobreza extrema, de acuerdo con los últimos datos del INEI (2017).

¿Qué significa esto? Básicamente, que 70,000 peruanos ahora tienen todas sus necesidades básicas cubiertas, y que 264,000 pueden cubrir, por lo menos, con el costo de una canasta básica familiar (S/. 328 mensuales por cada miembro del hogar). Si bien la reducción de la pobreza se ha desacelerado, seguimos avanzando por buen camino.

Perú: Incidencia de la Pobreza Monetaria, 2006 – 2016 (Porcentaje)

Fuente: Perú 21

Más allá de la pobreza monetaria

Sin embargo, ser pobre no es solo una estadística. Sendhil Mullainathan y Eldar Shafir en su libro “Scarcity” (Escasez, 2013a) definen la escasez como “tener menos de lo que creemos que necesitamos”. El concepto se aplica a cualquier bien material o inmaterial (como el tiempo o el dinero) y lo explican con un ejemplo cotidiano; a menudo, cuando tenemos muchos compromisos o tareas pendientes y nuestro tiempo libre se vuelve escaso, solemos cometer errores de planificación, fallamos en el cumplimiento de las tareas o comprometemos más tiempo del que tenemos disponible. Ciertamente, escribiendo este artículo dos días después de mi plazo original, entiendo lo que plantean ambos autores.

¿Qué ocurre?

Aquello que nos es escaso captura nuestra mente y reduce nuestro “ancho de banda” (capacidad de procesamiento cognitivo), ocasionando que tengamos menos control sobre las decisiones que tomamos. Por ejemplo, en un experimento realizado en la Universidad de Minnesota en los años 50, se encontró que las personas que habían sido sometidas a un régimen alimenticio con pocas calorías (casi el mínimo para sobrevivir), disminuían su capacidad para reconocer palabras mostradas por unos milisegundos, excepto cuando se trataba de palabras vinculadas a la comida, donde su desempeño superaba al de las personas con un régimen alimenticio normal. La escasez de comida, como ocurre con la escasez de tiempo o dinero, orienta nuestras capacidades cognitivas hacia aquello que es útil para reducir la escasez percibida.

En cuanto a la escasez de dinero, Mullainathan y Shafir (2013b) plantean que los principales recursos cognitivos afectados son la capacidad de atención, planificación, resolución de problemas y autocontrol. Esta situación predispone a las personas a tomar decisiones erróneas, principalmente en priorización de necesidades. Ocurre, entonces, que muchas personas suelen endeudarse más cuando tienen menos dinero, dejan de pagar el colegio de los hijos o de tomar medicinas, a cambio de satisfacer necesidades o deseos más inmediatos. De esta manera, entran en un círculo vicioso de endeudamiento y escasez, que termina convirtiéndose en una trampa de pobreza.

No obstante, la escasez, en ciertas situaciones, también tiene efectos positivos. Dado que los recursos cognitivos están orientados a resolver la escasez, es posible que una persona encuentre soluciones creativas y eficientes. Claro ejemplo es la “creatividad peruana” característica de muchos mercados y ambulantes.

¿Qué podemos aprender de este concepto?

Que dejar de ser pobre no implica que el problema esté resuelto. La necesidad de resolver el “día a día” puede mantener a una persona o una familia entrando y saliendo de una situación de pobreza constantemente. Las políticas de reducción de la pobreza deben tomar en cuenta estas características de la escasez para reducir la demanda cognitiva y permitir la planificación a largo plazo y la estabilidad económica de las familias.

Referencia: http://alyciaskousen.com/day23-affirmation-breakthrough-poverty-mindset/


Fuentes:

Mullainathan, S. & Shafir, E. (2013a). Scarcity. The new science of having less and how it defines our lives. New York: Picador.

Mullainathan, S. & Shafir, E. (2013b). Decision making and policy in contexts of poverty. En: E. Shafir (ed). The behavioral foundations of public policy. New Jersey: Princeton University Press.

Perú 21 (10 de mayo de 2017). ¿Cuántos peruanos dejaron la pobreza en el 2016? Recuperado de: http://peru21.pe/actualidad/inei-264000-peruanos-dejaron-pobreza-2016-2281085

 

Hans Frech
Psicólogo dedicado a disminuir las brechas de la pobreza a través de políticas educativas y sociales. Fanático del fútbol, el cine y la naturaleza. Ciclista entusiasta.
Click to comment

Deja tu comentario

Loading Facebook Comments ...
To Top