CULTURA

Opinión: Una pareja muy peculiar

En la cartelera se encuentra “El Conjuro 2”, una película que despierta miedo en algunos y fascinación de otros. Este largometraje tiene como protagonistas, al igual que su antecesora, a Ed y Lorraine Warren, una pareja estadounidense que investigaba y resolvía problemas ligados a lo paranormal. La columna de hoy va dedicada a ellos, para entender un poco más de su vida y de la película.

Ed Warren (7/09/1926 – 23/08/2006) fue un un experto en Demonología, rama de la Teologia que se encarga de estudiar los orígenes y naturaleza de los demonios, buscando establecer una jerarquía entre los mismos. Su esposa Lorraine (31/01/1927 -) es una clarividente y médium profesional. Ambos habían experimentado desde niños fenómenos paranormales y como nunca les creyeron, no volvieron a contar sus experiencias a alguien… hasta que se conocieron y supieron que era el destino el que los había juntado.

En 1952 fundaron la “New England Society for Psychic Research” o la Sociedad de Investigación Psíquica de Nueva Inglaterra, la primera asociación dedicada a investigar hechos paranormales, fantasmales y demoniacos”. En esta asociación (y tal como vemos en las películas) que Ed era quien realizaba los preparativos para el exorcismo o los rituales de purificación, y Lorraine, como médium y vidente, era quien contactaba a los espíritus, quien los atraía. Los esposos era un equipo que trabajaban a la perfección, en donde ambos se complementaban: y juntos pudieron resolver algunos de los casos más espeluznantes: Annabelle, Amityville, The Snedeker House, el Poltergeist de Enfield (caso que inspira El Conjuro 2), entre otros.

Los Warren, a lo largo de sus años como investigadores de lo paranormal, recolectaron cientos de artículos de los casos en los que intervenían (lo que hacían, por cierto, gratis: ellos no cobraban por ayudar en los casos, solo vivían de las pinturas que Ed hacía y de las conferencias que dictaban): los objetos que guardaban como recuerdos están –supuestamente- embrujados: pinturas, estatuas, juguetes, entre otros. Todos estos artilugios pueden ser apreciados en el Museo de lo Oculto de los Warren, ubicado en su propia casa en Monroe, Connecticut. Actualmente, Lorraine, de 87 años, sigue activa y viven en su casa familiar.

El hombre a través de la historia ha buscado dar sentido al tema paranormal, entendiendo estos hechos como maldiciones, bendiciones o designios divinos. Mientras que las culturas antiguas consideraban lo extraño como hechos de los dioses, actualmente se entiende como la prueba de la existencia de una vida fuera del plano terreno (para los que creen, por supuesto).

Sea verdad o no la exitencia de fantasmas o demonios, el mal siempre ha existido,  existe (basta mencionar lo ocurrido recientemente en Orlando, acto que condeno totalmente) y existirá; y es nuestro deber como parte de lan humanidad, luchar cada día para erradicarlo y hacer del mundo un lugar mejor para todos.


Fuente de Imagen: corporacionphantom.wordpress.com

Alfonso Lip
Estudiante de Derecho de la Universidad de Piura (UDEP) y egresado de el programa de Artes Liberales con Mención en Historia por la misma Casa de Estudios. Actualmente es director de contenido y vicepresidente de la Revista de Estudiantes de Derecho “Ita Ius Esto”
Click to comment

Deja tu comentario

Loading Facebook Comments ...

Leave a Reply

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

To Top