BACKSTAGE

Abbey Road y algunas curiosidades

Fuente: The Beatles- Abbey Road

Un día como hoy, hace 49 años, empezaron las primeras sesiones del “Abbey Road”, el undécimo álbum de The Beatles, en Trident Studios (Londres, Inglaterra) en 1969. Este disco, está considerado no solo entre los mejores proyectos de la banda, sino, también, en los mejores de toda la historia de la música. Y, a propósito de este aniversario, les contamos algunas curiosidades que, probablemente, no sabían de este álbum.

Originalmente no se iba a llamar “Abbey Road”

El título original para esta obra iba a ser “Everest”, pues esa era la marca de cigarros que fumaba uno de los ingenieros de grabación, Geoff Emerick. Así que, a manera de chiste interno, iban a llamarlo así. De hecho, la foto de la portada iba a ser tomada en el mismísimo monte Everest, pero ningún Beatle quiso viajar a Nepal y cuenta la historia que cuando preguntaron dónde la tomarían, McCartney dijo: “en la calle del frente”.

La historia detrás de la icónica foto

La emblemática foto de los 4 Beatles cruzando la calle fue tomada un 8 de agosto de 1969, alrededor de las 11:30 a.m. El fotógrafo, Iain Macmillan, tuvo alrededor de 10 minutos para realizar la captura pues la policía tuvo que detener el tráfico alrededor. Se realizó a las afueras de los estudios de EMI en Abbey Road y el concepto fue desarrollado por Paul McCartney quien ‘esbozó’ la idea. Se tomaron 6 fotos, la quinta fue la elegida.

Tuvieron que convencer a George Martin para que fuera el productor

Todos saben que George Martin fue una de las cabezas principales detrás del cuarteto, pero, luego de unas sesiones bastante complejas para el “White Album” (1968) y para el “Let It Be” (1970), disco que fue grabado antes que el Abbey, pero lanzado después, Martin sentía que había cerrado su ciclo. Sin embargo, aceptó trabajar luego de que Paul le suplicara; eso sí, bajo la condición que él tendría el control en el estudio como en los primeros discos de la banda.

A Paul McCartney le tomó una semana grabar las voces de “Oh! Darling”

Durante la semana del 17 al 23 de julio de 1969, el primer Beatle en llegar al estudio era Paul McCartney. Lo hacía alrededor de 30 minutos antes de comenzar la sesión; en ese momento, realizaba una toma de “Oh! Darling” antes que todos llegaran porque, según Paul, “quería que sonara como si hubiera estado tocando toda la semana”. Por lo que, grabar a esa hora de la mañana sin haber usado mucho su voz, le permitía al músico la textura y color que buscaba para esta canción.

“Her Majesty” terminó siendo una canción escondida por accidente

Para ensamblar las canciones que habían pensado para el disco, la canción “Her Majesty” estaba ubicada entre “Mean Mr. Mustard” y Polythen Pam” pero McCartney decidió que no le gustaba la canción y pidió que la sacaran del listado. Sin embargo, esta información no le llegó al ingeniero John Kurlander y la pegó 20 segundos después de “The End” y envió la cinta con el track incluído. Paul lo escuchó y, puesta de esta manera, aprobó la canción y la dejó allí.

Para todos, “Something” es la mejor canción del álbum

No por nada es la única canción compuesta por George Harrison que estuvo en un Lado A de un sencillo de The Beatles, que era, básicamente, la canción a la que le apostaban desde la disquera. No por nada Frank Sinatra la versionó dos veces y la llamó “la mejor canción de amor de los últimos 50 años”. Para George Martin, productor del disco, y para los músicos ingleses esta balada, el segundo track del álbum, era la canción más bonita.

Alejandro Urbina
Bachiller en Comunicación y Marketing de la UPC, y melómano desde que tengo uso de razón. No soy dueño de la verdad absoluta, solo me gusta compartir mi opinión/perspectiva de esta adicción sin remedio llamada música.
Click to comment

Deja tu comentario

Loading Facebook Comments ...

Leave a Reply

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

To Top