COMA Y PUNTO

Coma y Punto: Habitat en el 1 Hotel

Estoy empezando a cambiar mi percepción sobre la playa. Por “la playa” me refiero a South Beach. En el último año ha venido creciendo la oferta de lugares buenos y no tan turísticos en la zona. Muchos chefs muy reconocidos han empezado a abrir excelentes restaurantes en la zona y, en este caso en particular, José Mendín nos trae su nuevo bebé “Habitat”, ubicado en el 1 Hotel.

En ocasiones anteriores he mencionado a este gran chef, pues es el fundador del grupo Pubbelly que actualmente engloba los restaurantes Pubbelly y Pubbelly Sushi también ubicados en Miami y recientemente en Puerto Rico. El chef puertorriqueño es un orgullo tanto para Puerto Rico como para Miami dada su vasta experiencia en restaurantes de renombre y su red en el mundo culinario. De hecho, Hábitat será el lugar en el que Mendín continuará con su serie de eventos bajo el nombre “Mendín & Friends” y que, hacia finales de enero, recibirá a Massimo Bottura (si, EL GRAN MASSIMO BOTTURA de Osteria Francescana, tres estrellas Michelin #massimobotturateamamos).

Pero volvamos a lo que quieres saber… qué comer.

The One Dates:

Donde existan los dátiles, pediré dátiles. Los dátiles son probablemente el mejor plato de la noche, pues a pesar de ser rellenos de chorizo español (o eso creemos) y envueltos en tocino como en muchos otros lugares, hay algo que los hace extraordinarios.

Spanish Octopus:

Una excelente entrada y el pulpo cocinado a perfección. Hay algo que hace Mendín con sus salsas en diversos platos que dan el toque final.

Wagyu Beef “Milanesa” Carpaccio:

Deberé primero burlarme de mi amiga no “foodie” con aspiración a ser JLO, porque al verlo no entendió que era el plato. Pero claramente la confusión nos llevó a un festín de sabores donde el carpaccio de Wagyu combinado con tomates coloridos y bien sazonados hicieron su magia.

Langostinos:

Ni fú ni fá. Ricos pero nada del otro mundo. Pediría dátiles y dátiles y dátiles *suena musiquita* “all Night long… all Night.. oh yeah… all night long”.

Black Truffle Rice:

Definitivamente una decepción. La descripción de mi “no foodie” fue “LE FALTA SAL” (hey yal, ese huevo quiere sal – sorry por alguna razón rompo a cantar y es que soy cantante frustrada). Pero si, no era sal, era la falta de parmesano creo.

S’mores:

Historia interesante.

Acto 1: Abro la carta y digo “no soy fan de los s’mores en postres, pero si en la fogata”.

Acto 2: Mesa a la izquierda, tres chicos de Nueva York en sus treintas teniendo un fin de semana en Miami nos ven ojeando los s’mores recién llegados a su mesa y nos hablan “Creo que quieren una cucharada del postre”.

Acto 3: Probando, probando… Palabras más, palabras menos… Terminamos convencidas de pedir el mismo postre y tal como lo dijeron estos sujetos, ESPECTACULAR.

Un must en cuanto a comida, ambiente, ubicación, todo. No dejes de pasar en tu siguiente visita a Miami.

Sígueme en:

IG: @ajourneyworthliving

@andreabaigorriaz

FB: https://www.facebook.com/andreabaigorriaz/

 

 

Andrea Baigorria
Miamense por destino pero Peruanaza de corazón. Marketera con un MBA de Florida International University. “Globetrotter” que busca a dónde partir todos los meses para vivir experiencias nuevas, explorar culturas y descubrir las mejores comidas de cada lugar. Es la fiel representante de la filosofía de la marca para la que trabaja (Johnnie Walker): #KeepWalking
Click to comment

Deja tu comentario

Loading Facebook Comments ...
To Top