COMA Y PUNTO

Coma y Punto: La Purita Verdad de la Cerveza

Esa chelita querida que acompaña todo el año estará aún más presente ahora que se viene el verano, y por ello deberíamos conocer un poco más sobre qué es, qué nos hace y cómo consumirla para mantener ese cuerpo latino saludable. Por todo eso aquí va la purita verdad de la cerveza.

Una cerveza es una bebida alcohólica elaborada a base de la malta de cereales o granos, lúpulo y levadura. La malta resulta de germinar, secar y tostar cualquier cereal empleado (trigo, cebada, entre otros) para obtener azúcares simples que puedan fermentarse. El lúpulo se hierve con la malta obtenida para saborizar, aromatizar y conservar la cerveza. Finalmente, la levadura realiza la fermentación para generar alcohol.

Entonces una cerveza es básicamente alcohol, carbohidrato y algunos otros micronutrientes. El contenido calórico de una cerveza se calcula según el grado alcohólico de la misma: a mayor grado alcohólico más calorías tendrá. Por ejemplo, una cerveza con 5 grados de alcohol contiene aproximadamente 140 calorías por botella de 310ml. Por otro lado, gracias a varios micronutrientes que aporta, la cerveza cuenta con diversas propiedades, entre ellas ser diurética, promover la formación y mantenimiento de los huesos, proteger el sistema cardiovascular, antiinflamatoria, anticancerígena, antioxidante previniendo envejecimiento de las células, previene el estreñimiento, regula los niveles de colesterol, entre varias otras propiedades.

Sin embargo, todos los beneficios mencionados aplican únicamente en adultos sanos que no presenten ninguna enfermedad, lleven un estilo de vida saludable y consuman cerveza con moderación (40 gramos de alcohol como máximo), ya que de lo contrario el contenido de alcohol generaría efectos contraproducentes en el organismo, anulando todos los beneficios anteriormente mencionados. Para que te des una idea una botella de vidrio de cerveza de 310ml aporta aproximadamente 12 gramos de alcohol; 3 botellas ya casi alcanzarían el máximo permitido de alcohol diario.

Pero no sólo el contenido de alcohol en la cerveza puede perjudicar la salud, sino también el consumo desmesurado de sus otros componentes, como los carbohidratos, las calorías y el lúpulo, éste último rico en purinas, componentes que elevan significativamente los niveles de ácido úrico en sangre, posicionando a la cerveza como bebida restringida para quienes padecen gota o ácido úrico elevado.

Entonces, si hablamos sólo de calorías claro que una cerveza no suena nada mal ya que así contenga hasta 200 calorías solamente equivaldría a un pan de panadería. Pero normalmente no consumes sólo un vaso de cerveza, así como normalmente no importan sólo las calorías, sino todo el valor nutritivo de lo que consumimos y todos sus efectos en nuestra salud.

Ahora sabes si deberías o no consumir cerveza y qué cantidad de la misma. Tu salud está en tus manos.


Fuente de información: http://revista.nutricion.orgwww.fatsecret.eswww.mondore.eswww.talkingalcohol.comwww.cervebel.es/malta.htmwww.infosalus.comwww.sandranews.comwww.abc.es

Talía Carreño
Nutricionista egresada de la UPC con mención en Nutrición para el deporte y más de 4 años de práctica en consultoría nutricional. Su abc son la alimentación amigable, bien servida y creativa. Viviría de cantar, enseñar, cocinar y comer.
Click to comment

Deja tu comentario

Loading Facebook Comments ...
To Top