COYUNTURA

Opinión: Cataluña, acuérdate de ayer

El referéndum por la idependencia de Cataluña, desde el inicio, perdió su esencia de libertad y legalidad. Hoy, se enfrenta a las normativas de la Constitución española, en la que están presentes formas jurídicas de carácter democrático para reformar las leyes y encaminar un legal proceso de independencia. Entonces, por qué los pro-independentistas no recurrieron a la vía del diálogo, de la democracia y; antes optaron por el camino que ocasionó violencia, en contra de lo que vela por la libertad de todos los españoles: la Constitución.

Se evidencia que cuanto más se le ofrece a uno, más es el deseo del poder. Cataluña es una comunidad con un fuerte autogobierno, a comparación de otras provincias de la comunidad internacional. Ante ese deseo equívoco de libertad al buscar la independencia para re-aumentar la descentralización se equivoca; ya que, esta no existe ni requiere de una escisión en su grado mínimo para el mundo: Cataluña ya es una de las comunidades más descentralizadas y desarrolladas de España. Sin embargo, los intereses y la falta de disposición a un diálogo provoca que la idea de independencia se tenga que lograr a costa de cualquier medio, aún rompiendo con una unidad que demoró en formarse.

“Si quieren independizarse que lo hagan, son libres”. Los grupos políticos pro-independistas representan un 36% del total del censo catalán, aunque no representen la voz de la región, no por ello se les debe excluir. Son personas libres, como tú y como yo; no obstante las personas que desean mantenerse asociadas a España y no ser parte de una asociación excluyente, que distorsiona la verdad y mucho más colectivista, no son tomadas en cuenta por este grupo pro-independentista. Entonces, el referéndum catalán, símbolo supuesto de libertad – camuflada en el “derecho de decidir”- de algunos, es la violación a la libertad de otros.

El domingo se observó la violación de derechos a diversos catalanes a manos de la Guardia Nacional, pero también de ciudadanos hacia ellos. Los medios de comunicación internacional, por lo general, muestran el primer panorama, pero guardan silencio ante los excluidos que rechazan la escisión, los oprimidos por elevar la bandera de España en lugares de Cataluña, los que son marginados por hablar español o los que solo cantan por la unión.

La democracia fue aplastada, por un gobierno represivo ante los pro-independentistas, al prohibir la votación de los catalanes. Y, no por estar en contra de la independencia catalana es que apoye la violencia y solo defienda a la población marginada del NO, de los que nadie se acuerda. Si defiendes la libertad, en especial la libertad de expresión, ya sea cual sea tu posición con respecto al tema, debes ser crítico al leer este asunto. Hay una historia detrás que es compleja de entender, hay situaciones que no las podemos observar y hay ideas que se gritan con una postura: SI o NO sobre Cataluña que, por lo general, son ovejas disfrazadas de irrealidad y equivocación; ellas producen que la unidad se vuelva un recuerdo del ayer.

 

Christopher Alvarado
Estudia Ciencias Políticas y Sociología en la Universidad Carlos III de Madrid, España. Sus intereses son la política, los voluntariados, el teatro y los debates en Modelo de Naciones Unidas.
Click to comment

Deja tu comentario

Loading Facebook Comments ...
To Top