COYUNTURA

Opinión: El huracán Odebrecht no se detiene

Foto: El Comercio

La semana pasada se desató una tormenta política, después de que la presidenta de la comisión Lava Jato, Rosa Bartra, diera a conocer un documento que demuestra que la empresa Westfield Capital del presidente Pedro Pablo Kuczynski había sido contratada por Odebrecht para hacer consultorías justo cuando PPK era Ministro de Estado durante el gobierno de Toledo.
Dicha tormenta no cesó hasta la madrugada del viernes, cuando terminó la votación en el Congreso de la Republica para el pedido de vacancia contra el presidente Kuczynski. En contra de lo que muchos creían, el presidente resultó victorioso de dicha votación, gracias a las abstenciones de un grupo de legisladores fujimoristas, liderado por Kenji Fujimori.
Ayer por fin llegó la calma, sin embargo, todo parece indicar que es simplemente una fase de calma del huracán Odebrecht, responsable de que el clima político peruano se haya visto alterado de forma violenta en los últimos meses. Lo que vendría podría ser peor, pero esta vez para los opositores de la última víctima: el presidente Kuczynski.
¿Qué nos hace pensar eso? Ayer por la noche llegaron los audios y videos con las declaraciones del último interrogatorio a Marcelo Odebrecht. En dichos audios que datan de noviembre de este año, el exempresario brasilero habría dado mayores detalles sobre la relación entre su infame empresa y políticos peruanos como Alan García y Pedro Pablo Kuczynski. Ambos ya habían sido ligados con la empresa antes y los audios recientes no harían más que confirmar que sí estuvieron envueltos en algunas de las formas corruptas que tenía Odebrecht para ganarse a los políticos de los países donde hacía negocios.
No obstante, el mayor impacto sería el que cause la confirmación de Odebrecht acerca de la veracidad de la frase «aumentar Keiko para 500 e eu fazer visita». Dejando en evidencia que sí financió la campaña de Keiko Fujimori con una determinada cantidad de dinero, a la cual luego se sumó $500 000 más. En ese sentido, quedarían invalidados los intentos de Fuerza Popular, sus voceros y la propia Keiko, de desmentir dicha afirmación, alegando que nunca recibieron dinero de la empresa para sus campañas presidenciales.
Según el semanario Hildebrandt en sus trece, la premura de la bancada de Fuerza Popular por promover la vacancia presidencial esta semana se debió a que, previendo la llegada de los audios al Perú, esperaban generar una crisis política de un tamaño suficiente que desvíe la atención de cualquier decisión en contra de Keiko que la Fiscalía peruana pudiera hacer. Así como generar una inestabilidad en los poderes del Estado, que sirva como presión ante el Ministerio Público y otras autoridades.
Claramente el plan no resultó como fue planeado, y hoy solo le queda a Fuerza Popular esperar a lo que decida el fiscal José Domingo Pérez, que es el que tiene a cargo la investigación por lavado de activos contra la lideresa del fujimorismo. Por lo pronto se sabe que los audios serán transcritos después del feriado navideño. Por lo que desde el martes cabe la posibilidad de que ya estén disponibles los documentos escritos del contenido de los audios, y que a la vez este contenido pueda ser incluido en el expediente de Keiko. Así es como el huracán Odebrecht no se detiene.

Erick Krüger
Estudiante de Ciencias Políticas en la Pontificia Universidad Católica del Perú. Inclinado por las políticas urbanas. Actualmente en una relación amor-odio con la ciudad de Lima.
Click to comment

Deja tu comentario

Loading Facebook Comments ...

Leave a Reply

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

To Top