NACIONAL

Opinión: El indulto entre el policía bueno y el policía malo

Foto: RPP

La nochebuena se vio eclipsada por una noticia que era secreto a voces, esperada por muchos y temida por muchos otros. Pedro Pablo Kuczynski indultó a Alberto Fujimori, y todos sabemos quiénes son estos personajes y qué es lo que se les imputa. La sorpresa fue general y las reacciones variadas, pudiendo resumirse en dos posturas: a favor y en contra. Es sumamente necesario revisar ahora la historia detrás de este hecho. Pensemos por un momento fuera de toda la polémica y veamos qué sucedió para llegar aquí.

  • Primera escena: Un papá es presidente, comete errores y crímenes: termina preso.
  • Segunda escena: Los dos hijos de ese señor entran a la política con el interés de sacar a su padre de prisión.
  • Tercera escena: Uno de los hermanos lidera un partido político que casi gana las elecciones presidenciales, aunque sí consigue mayoría absoluta en el congreso. Mientras tanto, el otro hermano -parte de la mayoría parlamentaria- declara que su carrera política la dedicará a sacar a su padre de prisión.
  • Cuarta escena: Los hermanos se “pelean”, siendo la lideresa del partido la agresiva políticamente con el gobierno, mientras el parlamentario trata de llevar la fiesta en paz. Todo esto a lo largo del 2017.
  • Quinta escena: El partido con mayoría en el congreso es parte de quienes promueven la vacancia del Presidente de la República.
  • Sexta Escena: El otro hermano, “peleado” con la lideresa, negocia con el Presidente: si este no es vacado, el padre, Ex Presidente será indultado sin posibilidad que se le procese más.
  • Séptima escena: El presidente no es vacado, por la cantidad exacta de votos que se llevó el hermano Parlamentario y a los pocos días el padre es indultado.

Ante esto, parece que estamos frente s un plan orquestado a la perfección por parte de dos hijos que buscan la libertad de su padre sea como sea. No es extraño que Keiko no haya dicho nada respecto de su hermano, tampoco que se alargue tanto la decisión sobre los procesos disciplinarios a quienes votaron en contra. ¿E que acaso, el partido naranja no ha logrado su mayor cometido?

Si el indulto de Fujimori fuera un tablero de ajedrez, quienes se oponían se encontraban en jaque, cerca del mate desde las elecciones, pues si ganaba la hija, la historia hubiera sido más corta. Al ganar la mayoría en el congreso se forzó la situación a tal nivel que, arrinconado el ejecutivo tendría que darlo, o sino el presidente del Congreso sería quien lo daría cuando asumiese como Presidente de la República. Total, un par de meses en el poder pueden conseguir muchas cosas.

En resumen, había que ser iluso o un tanto falto de seso, para no saber que al nivel al que se encontraba la crisis política, y con el poder del fujimorismo en el gobierno, el expresidente sería libre. No fue coincidencia que PPK negocie la no vacancia con quien dedicó su carrera al indulto y se salve. Mucho menos que la solicitud de indulto haya sido presentada días antes y hecha pública el mismo día que todo se decidía.

Paolo Bazo Palacios
Estudiante de derecho de la Universidad de Piura, interesado en la política, amante del debate, el basquet, café y un buen libro.
Click to comment

Deja tu comentario

Loading Facebook Comments ...

Leave a Reply

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

To Top