COYUNTURA

Análisis: El registro de marca en Perú

Perú 21

Los recientes acontecimientos respecto a lo ocurrido con los productos lácteos, evidencian una vez más cuán importante resulta una marca como signo distintivo. Así pues, la que sería probablemente la marca de leche número uno a nivel nacional, y que era sinónimo de calidad y confianza, pasó a recibir una serie de cuestionamientos que han mermado el sitio predilecto del que gozaba en la mente de sus consumidores.

La Decisión 486 en el artículo 184 señala que es marca cualquier signo apto para distinguir productos y servicios en el mercado. Así, una marca puede ser una palabra, o la combinación de las mismas, letras o símbolos, números, incluso la forma determinada de un envase, entre otros.

De esa manera, siendo Perú un país lleno de emprendedores, resulta importante conocer acerca de cómo proteger la marca del nuevo producto o servicio que se desea comercializar.

En primer lugar, se debe escoger la palabra, la letra, el símbolo, o afín, que va a identificar el producto o servicio. Es importante resaltar que existen ciertas restricciones al momento de registrar una marca. Así se encuentran entre estas: a) aquello carente de distintividad, b) cuando se trata de un signo descriptivo, c) cuando se trata de un signo engañoso, d) cuando el signo incluye una denominación de origen, e) cuando el signo solicitado es similar a uno ya registrado para el mismo tipo de productos o servicios, f) cuando se infrinja el derecho de autor o de propiedad industrial de un tercero, g) cuando se trate de banderas o símbolos sin autorización, h) cuando el signo afecta el nombre, apellido, firma, pseudónimo, título, imagen, de personas jurídicas o naturales.

En segundo lugar, la Clasificación de Niza indica las clases de los productos a registrar. Por ejemplo, si la marca que se desea registrar es para prendas de vestir, se trata de la Clase 25.

En Tercer lugar, es recomendable realizar una búsqueda de antecedentes fonéticos y/o figurativos para saber si ya se encuentra registrado algún signo similar, o idéntico al propio. Si bien esto no es obligatorio, es recomendable para no correr el riesgo de que una vez realizado el pago de la tasa e iniciado el trámite, el mismo no prospere por las causas mencionadas en este mismo párrafo.

En cuarto lugar, se debe realizar el llenado del formato respectivo, así como el pago para el inicio del trámite, el mismo que de acuerdo al TUPA del INDECOPI, asciende al monto de S/ 534.99. En caso se desee registrar una misma marca para distintas clases de productos, se deben adicionar S/ 533.30. Por ejemplo, si además de querer la marca para prendas de vestir – clase 25-, se desea que también identifique juguetes – clase 28-.

Finalmente, una vez obtenida la resolución que otorga el registro, este está vigente por diez años y se puede renovar por periodos sucesivos de diez años más.

Claudia Sandoval
Abogada por la Universidad de Piura. Amante de la lectura, el cine y el café.
Click to comment

Deja tu comentario

Loading Facebook Comments ...
To Top