COYUNTURA

Informe: Estos son los terroristas que faltan salir en lo que resta del año

Fuente: Trome

Hablar sobre Sendero Luminoso y MRTA nos traslada a una época de grandes pérdidas humanas, económicas y de infraestructura dentro de nuestro país. Tomando en cuenta solo víctimas mortales, el MRTA causó la muerte de unos 3.000 peruanos, mientras que Sendero de más de 34.000, según indicó la Procuraduría Antiterrorismo. La excarcelación por cumplimiento de pena empezó a fines de agosto y continuará hasta diciembre del 2017. El 31 de agosto salió en libertad el primer cabecilla de Sendero Luminoso, Jorge Antonio Carrillo Román, quien se encontraba en el penal de Socabaya, en Arequipa. En los años 1989 y 1992 participó en las escuelas de adoctrinamiento en pueblos jóvenes de Tacna.

El lunes 11 de setiembre, el emerretista Isidro Dávila Torres salió del penal Castro Castro tras haber cumplido su condena durante 25 años. En 1991, participó en el secuestro de los empresarios Jaime Dolhier y Meter Loo Kuo. Tres meses después intervino una patrulla militar del Ejército peruano causando la muerte de dos policías. Ese mismo día, también fue liberada otra mujer senderista y la bailarina más temida al no mostrar arrepentimiento en sus antiguas declaraciones, Maritza Garrido Lecca, quien cuidó y ocultó en 1992, por varios meses, a Abimael Guzmán en el segundo piso de la calle Varsovia 459 de Los Sauces, Surco. Asimismo, el primer piso era utilizado como academia de danza, una perfecta fachada para evadir las sospechas de los agentes policiales. En la quincena de setiembre, finaliza la condena de 20 años del quinto miembro de la célula de dirección del comité zonal sur de Sendero Luminoso, Jorge Bellido Puchuri quien participó, el 14 de mayo de 1993, en el incendio de un vehículo en Villa El Salvador.

A inicios del mes de octubre, Esteban Velásquez Mandujano dejará de purgar prisión por los homicidios cometidos en Puerto Unión, en Junín, tras 20 años de cárcel. El 16 de octubre, salió en libertad, la abogada Martha Huatay Ruiz quien asumió en junio de 1991 la dirección del Comité Central de Socorro Popular, organismo dependiente de Sendero y responsable del atentado de Tarata, en Miraflores.

Para fines el año, dejará el penal, el 26 de noviembre, Alejandro Torres Pimentel, quien integró el comando de aniquilamiento de Sendero Luminoso y participó en octubre de 1992 en una emboscada a una patrulla mixta de la policía, causándole la muerte a dos de sus efectivos en la ciudad de Apurímac. Y, por último, el 27 de diciembre, Enrique Pineda Gonzales queda en libertad tras 25 años, por haber participado, el 28 de diciembre de 1992, en el asalto de un vehículo para utilizarlo más tarde como coche bomba en Lima.

 

 

Emely Cóndor
Estudiante de Economía de la Universidad del Pacífico. Cinéfila de corazón. Investigadora inquieta. Adicta a los dulces y al café.
Click to comment

Deja tu comentario

Loading Facebook Comments ...
To Top